GuidePedia

La fisioterapeuta deseó suerte a los que decían que el Covid-19 era mentira.


Catalina Londoño De la Hoz, la fisioterapeuta que falleció en Barranquilla por Covid-19, escribió en su cuenta de Facebook el pasado 15 de junio unas palabras de alerta por lo que estaba viviendo como profesional de la salud, sobre la verdad de la pandemia y sus consecuencias letales en la capital del Atlántico.

“Ya no hay camas, se viene lo peor gente…”, aseguró la joven terapista embarazada y madre de una niña de dos años y medio observando la realidad de lo que veía a su alrededor.

Seguía en ese escrito unas palabras a los incrédulos de la enfermedad: “Les deseo suerte a los que decían que era mentira... Sálvese quien pueda, o que los salven sus teorías conspirativas…”.

“Espero que ahora no vayan a buscar a los médicos porque ustedes se las saben todas. Besos”, finalizó la fisioterapeuta que días después dio positivo para Covid-19.
Tras caer enferma, la familia de Catalina impulsó una campaña buscando muestras de sangre para la terapista.

Luego, el 3 de julio, María Fernanda Londoño, hermana de Catalina escribió por la misma red social:

“Muchas gracias inicialmente a Dios, a la Clínica de la Costa y a todas las personas que aportaron un granito de arena para la donación de sangre de mi hermana. Se lograron recolectar 21 pintas de sangre, un poco más de lo que necesitaba, infinitamente agradecida con todos con el favor de Dios saldremos victoriosos de este difícil capítulo en la historia de nuestras vidas. Mantengan a mi hermana en oración, gracias”.

Catalina Londoño De la Hoz falleció y en un mensaje el papá cuestionó a la Clínica de la Costa por exigir a su hija trabajar embarazada y en medio de la pandemia.
 
Top