GuidePedia

El aberrante caso de acoso sexual que por poco se convierte en una violación se presentó el pasado domingo 9 de agosto en Medellín, donde una pasajera grabó a un taxista masturbándose frente a ella, cuando estaba conduciendo.

Según la denuncia de la joven de 20 años, ella tomó un taxi en la avenida Colombia a las 9:00 de la mañana, la joven víctima de acoso sexual informó en una publicación en redes sociales, que estaba en el asiento de copiloto pues el conductor le dijo que las sillas de la parte trasera del vehículo habían sido “engrasadas” recientemente.

Minutos después se presentó la agresión sexual dentro del vehículo, acto que ella grabó con su celular, de un momento a otro, el degenerado se sacó el pene del pantalón y comenzó a masturbarse, dice la mujer, pero ella no se había percatado sino hasta unos minutos después pues iba distraída mirando por la ventana.

Dice la mujer que le pidió al taxista que la respetara, pero el sujeto aseguró las puertas del vehículo, la manoseó y estuvo a punto de violarla, e incluso le ofreció 30.000 pesos para que le dijera el color de su ropa interior.
Imagen
Contó la joven que pese a pedir ayuda a otros vehículos que andaban en la vía, ninguno le prestó atención, acabando todo cuando el acosador se percató de que ella trató de llamar a la Policía al parecer fingió estar varado. Dice la víctima en su denuncia que fue en ese instante en el que ella aprovechó para bajar del vehículo ya que el degenerado taxista quitó el seguro de las puertas: “tuve miedo de que me llevara a otro destino”, sostiene.
 
Top